¿Cometemos errores los padres primerizos?



Nunca nos cansamos de decir que ser padres primerizos es toda una aventura llena de muchos cambios y repleta de nuevas vivencias y experiencias de las que vamos aprendiendo. Nadie nace enseñado, como todo en la vida, ser padre también conlleva un proceso de aprendizaje en el que a veces quizás nos equivoquemos pero será de estos errores de los que iremos creciendo y mejorando.

El hecho de que podamos cometer un error a veces nos angustia a prácticamente todos los padres pero vamos a ser capaces de intentar siempre sacar la parte positiva.

los errores de los padres primerizos 1

Convertirnos en padres es una gran experiencia que pasa por aprender día a día a ser mejor.

 

¿Cuáles son los primeros errores que podemos cometer la mayoría de padres primerizos mientras vamos aprendiendo?

  1. A la hora de vestir a los bebés.

Una de las dudas que tenemos muchos papás es cómo debemos vestir a los recién nacidos. Una preocupación común es si les estamos poniendo poca ropa y si el pequeño puede tener frío, con lo que acabamos muchas veces abrigándoles más de la cuenta y algo que debemos saber es que los bebés no regulan muy bien la temperatura de su cuerpo con lo que ponerles demasiada ropa puede provocarles un aumento de su temperatura corporal.

  1. La frecuencia del baño.

Esta es otra duda que nos surge a la mayoría de padres. La mayoría estamos convencidos de que debemos bañar de manera diaria a los bebés, este es un conocimiento que nos viene dado generación tras generación, no obstante los pediatras recomiendan que se les bañe alrededor de unas tres veces a la semana. Lo que sí que podemos hacerles son baños relajantes, pero la necesidad de usar jabón la mayoría de expertos afirman que se puede limitar semanalmente para mejorar la salud de su piel

los errores de los padres primerizos 2

Los padres primerizos tenemos la creencia de que debemos bañar de manera diaria a los niños.

 

  1. Dejarse llevar por los consejos de personas que no son expertas.

Existen muchas creencias populares sobre cómo cuidar a un recién nacido y que padres, familiares, amigos o conocidos nos intentan trasmitir. Algunas puede que sean verdad y otras son sencillamente mitos, así que los padres primerizos no debemos dar por supuesto nada. No significa que no debamos atender los consejos de la gente que quiere ayudarnos, pero frente a la duda siempre es mejor consultarlo con el pediatra porque cada bebé es un mundo y cada casa una historia.

los errores de los padres primerizos 3

Los consejos que nos dan a los padres primerizos las personas de nuestro alrededor no siempre serán los mejores ni más adecuados.

  1. ¿Necesitamos ayuda?

Esta es la pregunta del millón y otra cuestión que puede convertirse en un error. La llegada de un bebé a la familia supone un gran cambio y también algo puede provocar algo de desgaste tanto a nivel físico como a nivel psicológico y es posible que en algún momento nos veamos superados con lo cual, si alguien nos ofrece ayuda o necesitamos pedirla, no dudéis en aceptarla o pedirla. Hacerlo no os va a convertir en peores padres.

Bienvenidos a la nueva a ventura de Convertirte en padre.